La liga de fantasticos a sido visitada

martes, 22 de marzo de 2011

SIGLO XVII

La sociedad estamentaria y jerárquica del siglo XVII (monarquía, clero, nobleza, pueblo llano y marginados) distinguía a sus grupos sociales por su forma de vestir. Las gentes del Siglo de Oro no se podían permitir desconocer las palabras ni el significado de la ropa, porque ese despiste les podía acarrear serios disgustos. Se trata de una sociedad que refuerza los valores nobiliarios y acentúa el desprecio por los trabajos manuales y ocupaciones de clases inferiores. De la nobleza derivan los más altos cargos de la milicia y de la administración; los nobles gozaban de privilegios civiles, polÃticos, procesales y penales, y especialmente del tratamiento de señoría. Para afirmar la propia superioridad el noble tenía que cuidar de su apariencia exterior, y muy especialmente de su vestido.


-Femenino:
El vestido de la mujer cortesana constaba de varias prendas, como la saya entera, el verdugado interior, el cartón de pecho, la gorguera o el gran cuello de lechuguilla y el copete . Otra prenda de uso cortesano era la saboyana, parecida a la saya, pero sin cola y abierta la falda por delante, la cual se vestía sobre la basquiña . Respecto a las prendas interiores usaban la camisa alta o baja , el faldell ¨n o manteo, la almilla, el guardainfante, las calzas y las medias. Para salir a la calle las mujeres usaban bien un manto grande y envolvente o bien mantillos, mantellinas o rebociños más pequeños. Para completar el vestuario de una dama habrá que añadir los trajes para usos especiales, tales el capotillo y el ferreruelo de camino. Otros complementos obligados en el atuendo femenino eran los tocados (tocas, gorras y gorrillas) y los altos calzados (Chapines), que obligaban a aquellas mujeres a andar deslizándose, sin levantar los pies del suelo.

-Masculino:
El traje de hombre al uso cortesano generalmente estaba compuesto por una ropilla , unos calzones (greguescos o valones) , las calzas y las medias y una capa o un herreruelo. Algunos de los vestidos especialmente ricos, en lugar de capa tenían un bohemio . Los vestidos en que la ropilla se sustituía por una cuera o coleto , el jubón no podía faltar. Habían otras prendas de encima sólo para vestir en el exterior, como el gabón y el capote. El principal complemento del vestido fue el cuello de lechuguilla. Los calzados eran zapatos, borceguíes y botas. Los dos tocados principales eran el sombrero (para exterior) y la gorra (para interior). Otros complementos imprescindibles eran las ligas o senojiles (cuando se llevaba calzones), la pretina (cinturón) y los guantes.

CARACTERISTICAS:
[1] Era la pieza principal en el vestuario de una dama. Se componía de dos piezas: un cuerpo terminado en pico y una falda con cola. Las mangas podían ser redondas o de punta.

[2] Falda interior armada con unos aros llamados verdugados. Se vestía bajo la saya o bajo la vasquiña para darles la forma rígida y acampanada que exigía la moda

[3] Corpiño forrado de cuero, tablillas y cartones para alisar el pecho de la mujer

[4] Eran los grandes cuellos moldeados en ondas, que aislaban la cabeza del resto del cuerpo

[5] Mechón de pelo levantado sobre la frente

[6] Falda ancha que se colocaba encima de las enaguas o faldas interiores y que cubría de la cintura a los pies de la mujer

[7] La camisa alta cubrÃa el escote hasta la base del cuello y la baja eran muy escotadas

[8] Era una mantilla larga que se ponÃa sobre la camisa

[9] Especie de jubón con mangas ajustadas al cuerpo

[10] Especie de tontillo redondo, muy hueco, que se ponÃa en la cintura, bajo la basquiña o saya. Este soporte impedía advertir si la mujer que lo portaba estaba o no embarazada, de ahí su nombre

[11] Mantilla de mujer que llegaba hasta la cintura

[12] Capa corta sin esclavina

[13] Jubón ajustado y corto. Chaquetilla masculina corta, con mangas y brahones (repliegues de tela a la altura de los hombros) de quienes prenden otras mangas sueltas o perdidas y se viste ajustado al medio cuerpo sobre el jubón.

[14] Calzones estrechos que se sujetaban con una liga por debajo de la rodilla

[15] Prenda para cubrir las piernas. Las calzas eran muy voluminosas, se componían de cuchilladas o fajas (que eran unas tiras verticales), de las entretelas o forro (tafetanes), y de un relleno para abultarlas.
[16] Capa corta sin capilla que usaban llevando sombrero
[17] Capa corta confeccionada con ricas telas y usada por la alta nobleza
[18] Casaca o jubón de piel de ante, búfalo u otro cuero usado por los cortesanos. Los largos como casacas, tienen mangas y sirven a los soldados para adorno y defensa, y los que son de hechura de jubón se usan para el abrigo.
[19] Vestido de medio cuerpo, desde los hombros a la cintura, ceñido con faldillas cortas, usado por hombres y mujeres. Podía ser con o sin mangas, ajustado y algo acolchado.
[20] Capote con mangas y capilla,  hecho de paño grueso y basto, generalmente usado por las gentes del campo para defenderse del frío. A veces puede destinarse a personas de autoridad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

La liga de los Fantasticos.