La liga de fantasticos a sido visitada

martes, 22 de marzo de 2011

ROMA

Desde el siglo I a.C., la vestimenta principal de los romanos fue la toga, tanto para las mujeres como para los hombres. Mas tarde; la prenda femenina se llamó palla. La toga era semejante al himation griego, pero más amplia, y media unos 2,5 metros de ancho por 5,2 de largo. Se disponía sobre el cuerpo formando pliegues; un extremo se colocaba sobre el pecho y, atravesando por encima del hombro izquierdo, rodeaba la espalda, volvía hacia adelante pasando por debajo del brazo derecho, de allí tornaba otra vez sobre el hombro izquierdo y se ataba a la espalda. La toga de los senadores era blanca, con franjas de color púrpura. Los emperadores vestían una túnica bordada en oro y una toga bordeada de púrpura.

Desde sus orígenes, Roma luchó contra los pueblos vecinos y fue extendiendo paulatinamente sus dominios, hasta organizar el imperio más grande de la antigüedad. Para ello necesito contar con un buen ejército. La unidad militar se llamaba legión, que equivalía al recluta o llamado a las armas; de allí el nombre de legionario dado a los soldados. Estos llevaban coraza, casco, escudo, perneras lanza o pilo y una espada corta llamada gladius. La primitiva coraza de bronce macizo fue sustituida por otra mas ligera - la loriga - , formada por pequeñas laminas de metal. Los soldados romanos, llevaban consigo todo lo necesario para subsistir, tanto las armas como los utensilios de cocina y su provisión de trigo para 15 días. Se los llamaba entonces impedí tus (impedidos).Cuando iban a la batalla, dejaban sus bultos y eran expeditus, es decir listos para combatir. Cada legión portaba sus insignias particulares, que consistían en largas picas llenas de adornos y coronadas con la figura del águila.
Entre los antiguos romanos los gladiadores, eran por lo general, prisioneros, esclavos o condenados a muerte que combatían entre si o contra animales feroces en espectáculos que atraían a gran multitud en los anfiteatros. Esa costumbre data del siglo II antes de J.C., pero se hizo muy popular en época de los emperadores. Los romanos distinguían a los gladiadores por sus armas y su manera de combatir. Así estaban los mirmillones, que tenían un casco con una pieza de metal que cubría totalmente la cara y podía levantarse; los reciarios, que llevaban un tridente y una red con la que trataban de envolver la cabeza del adversario; los traces armados con escudo redondo y puñal; los secutores, con escudo y puñal, adversarios tradicionales de los reciarios. También había gladiadores que combatían a caballo. Cuando un gladiador era vencido, solo podía salvar la vida si así lo decidía el emperador o el pueblo.


En Roma, al principio, no había mujeres. Por esto se servían de sucedáneos, más o menos parecidos: las lobas se cotizaban bien para alimentar a los Romulitos, Remitos, Cesaritos y Julitos, antes de que les salieran los dientes. Las primeras mujeres de los romanos fueron de importación (algunos autores opinan que de contrabando) y no se llamaban romanas, sino sabinas. Eran, aunque guapas, pobres, y sus vestidos muy sencillos.
Con el tiempo y gracias a la influencia helénica se ponen de moda los trapos cayendo en artísticos pliegues, las túnicas y las chambras. Más adelante la cosa se complica y se añaden floripondios y guirnaldas.  Las patricias eran las que con más elegancia llevaban el trapo de vestir, las plebeyas también vestían, sobre todo desde la época de los Gracos, pero los pliegues no les caían tan bien, ni mucho menos. Las esclavas, las pobres, iban tan mal vestidas que más vale que no hablemos de ellas, aunque algunas que habían simpatizado con los paterfamilias llegaron a vestirse aún mejor y con mayores floripondios que las esposas de los susodichos paterfamilias, costumbre que ha continuado tan vigente hasta nuestros días como el otro gran producto de la espiritualidad romana: el Ius.

Los hombres jóvenes al llegar a los diecisiete años vestían la "toga viril" completamente blanca. La mujer romana por la mañana usaba la "interula" o ropa interior, que era confeccionada de algodón.    Usaban una "stola", indumentaria de la matrona, tal como la toga era d el ciudadano. Las prendas se ceñian al cuerpo mediante dos cinturones: uno pasaba debajo del pecho y el segundo por debajo de las caderas, con numerosos pliegues. La última prenda de las damas era la "palla" o manto que colocaban sobre su cuerpo sin broches botones, ni agujas. Ciertas clases sociales usaban una túnica sin mangas que cubría hasta las rodillas. Los obreros manuales y los pastores usaban una túnica estilo griego, el eximís, muy corta y desprovista de manga en el brazo derecho. Durante el imperio aparecieron las túnicas bordadas con adornos de oro y seda, el calzado romano era una sandalia usada por ambos sexos. Los romanos gustaban de las joyas y usaban perlas, diamantes, esmeraldas y rubíes de origen oriental.
753 AC hasta 476 DC. Roma fue un pueblo que alcanzó el mayor poder en la antigüedad clásica. Hábiles constructores y militares, crearon el ordenamiento jurídico y conformaron el más basto imperio del mundo antiguo.

Traje Civil: Conformado por dos tipos de prenda. El subligaculum y la túnica. El subligaculum es una túnica de diseño rectangular sujeta a nivel del talle, se confeccionaba de lino o lana, a lo largo del tiempo se establece el uso de la túnica interior llamada subúcula y una túnica exterior de mangas de diseño rectangular a nivel del codo. Existió una túnica llamada caracalla, semejante a la anteriormente descrita pero con capuchón incorporado. Bajo las túnicas en forma de pantalón ceñido bajo la rodilla confeccionada en piel de origen bárbaro se usó la femoralia.

Mantos:
Se denominó Amictus, los había de diseño rectangular inspirados en el Imatión griego de carácter envolvente. El manto característico del pueblo romano fue la llamada toga, que varía en diseño y color.

Toga Trabée: Manto semejante a la clámide griega.

Toga Patricia Pura o Viril: Usada solo por la clase alta (los Patricios), media de 6 a 7 mtrs de largo y 2,50 de ancho. Reflejaba gran despliegue por la amplitud de su tamaño.

Toga Praetexta: Propia de los magistrados, ornamentada con bandas púrpuras rectilíneas en el contorno.

Patagium: Túnica femenina.

Stola: Traje femenino usado fundamentalmente en Roma, inspirada en los trajes griegos, fijas mediante fíbulas o herretes de mangas cortas o largas.

Prendas Intimas Femeninas:
Lisimiun o taparrabo, strophium o mamillare; banda de lino de diseño rectangular que se cruzaba sobre el busto para sujetarlo.
Prendas Complementarias: Palla, manto de diseño rectangular de carácter envolvente.
Flameum, velo de diseño rectangular de color naranja fijo sobre la cabeza mediante diademas o hilos de perlas.
Como materiales se usaban el lino, la lana y la seda policromados, el pueblo romano descubrió tintes de origen vegetal o animal.

Joyería: A partir de la época imperial, por el alto nivel de vida logrado por el ciudadano romano, se sofistica, a nivel de accesorios, la indumentaria, tanto femenina como masculina.
El diseño es mítico religioso, así como de fetiches. Como materiales de joyería tenemos el oro, la plata, el carey, el jade, piedras preciosas, piedras semi-preciosas (granate), conchas de nácar, pasta vítrea, cobre, bronce y hierro. Son los creadores del anillo-sello. Las joyas más preciadas eran las perlas.

Símbolos usados en joyería:
Cupido, aves, escenas mitológicas. Los niños romanos usaban al cuello un dije en forma de concha marina, la cual abandonaban en el momento de vestir la Toga Patricia o Viril, símbolo de la edad adulta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

La liga de los Fantasticos.